Seguimos despachando - Si no esta en stock, resérvalo!

Omertà, la Ley del Silencio

Publicado por en

La Omertà, también conocida como la «ley del silencio«, es una norma no escrita que rige el comportamiento de los miembros de la Mafia ante las autoridades, ya sean jueces, políticos  o policías, y que les obliga a no cooperar con ellas sea cual sea la situación. Incumplir la omertà y dar información a las autoridades es equiparable a traicionar el secretismo de la Mafia, y suele ser castigada de la forma más severa posible.

Mafia

Si un mafioso es agredido tiene la posibilidad de recurrir a la Vendetta (venganza), pero jamás deberá dar detalles a la policía sobre delitos o delincuentes que pertenezcan a ninguna familia, incluyendo las que sean rivales. Una de las consecuencias de esta norma es que, si alguien es acusado de un delito que no ha cometido y para su defensa debe delatar a otro miembro de la mafia, deberá cumplir la condena sin decir palabra.

Concierto Político: Omertá: profética novela póstuma de Mario Puzo |  ipuntocom
La primera ruptura de esta regla no escrita, cuyo origen se remonta al siglo XVI, la llevó a cabo Joe Valachi en Nueva york en 1962. Valachi pertenecía a la familia Genovese, y relató gran cantidad de detalles sobre el funcionamiento de la Cosa Nostra ante el Senado de los Estados Unidos. Tommaso Buscetta fue el siguiente en 1983, cuando ayudó al Fuez Falcone (posteriormente asesinado) a asestar uno de los mayores golpes que ha recibido la Mafia de Sicilia.

Se tiene constancia de que esta norma tuvo origen en el sur de Italia y es anterior incluso al nacimiento de la Cosa Nostra, siendo utilizada por los italianos frente a los colonizadores españoles. Existen varias teorías sobre el origen del término omertà, una dice que proviene de la palabra «hombredad» (hombría o masculinidad), a la que se añade «omu», palabra siciliana que significa hombre. Otra nos lleva a la palabra «humilitas» (humildad), que derivó en umirtà y finalmente en omertà. Hay que tener en cuenta de que la ley del silencio no va inseparablemente ligada a la conducta mafiosa o delictiva, sino que es una actitud defensiva propiciada por el miedo.

Como dice un proverbio siciliano: «El que es sordo, mudo y ciego, a vivir cien años en paz».

 

 

 

Historia Mafia Omertà

← Publicación más antigua



Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados